EL SALUDO DIARIO


En cada encuentro personal, al establecer el contacto, damos y recibimos mensajes con el gesto, la palabra, la mirada... Según el contenido de esta conexión el encuentro nos lleva por caminos bien diferentes. Por eso es inteligente preguntarse: ¿al saludar, salud damos?.

Si atendemos a los frutos de nuestras primeras palabras, observaremos que, a veces...

Sustodamos

chismesdamos

nerciosdamos

depredamos

desfondamos

y también...

lucidamos

graciasdamos

serenidamos

empatidamos

acomodamos

fuerzadamos.

Antes de saludar mírate las manos y el ánimo. Así sanearás las fuente de la que mana el saludo. Cuida tu interior tanto como cuidas lo exterior:

Si peinas tus cabellos, ordena tus pensamientos también.

Si lavas tus manos, limpia tus intenciones.

Si ofreces buena imagen, ofrenda una sincera acogida

y date cuenta unos días qué añades después de decir "hola".


Asi que no olvides y cuida la calidad de tu saludar...

No hay comentarios:

Publicar un comentario